• esenfr

Advertencias y recomendaciones

El Pectus Up Surgery Kit brinda al cirujano un medio de tratamiento quirúrgico del Pectus Excavatum. El dispositivo no ha sido concebido para reemplazar estructuras de la pared torácica. Si bien el dispositivo tiene como objetivo ampliar la cavidad torácica eliminando las características de la deformidad, no es posible determinar de antemano la magnitud del cambio de estructura que se observará inicialmente o de forma permanente en cada caso.

Antes de llevar a cabo la cirugía, el cirujano deberá contar con un conocimiento completo en lo respectivo al implante (Pectus Up) y al procedimiento quirúrgico (Taulinoplastia).

  • Es importante elegir y colocar correctamente el implante.
  • El procedimiento requiere una planificación preoperatoria precisa a fin de identificar el tamaño del implante y su posición final más conveniente.
  • Deberá evitarse agujerear la zona de xifoides, ya que ello no permitiría una fuerza de agarre tornillo-xifoides suficiente para permitir el proceso de elevación.
  • Si bien el implante se fija de forma mecánica (roscado al esternón), es preciso verificar que su agujero central es concéntrico al practicado en el esternón, y que sus extremos se apoyan correctamente en las costillas.
  • Si no se logra una eliminación adecuada de la deformidad, es posible que se requiera la utilización de un segundo punto de elevación o de la colocación del implante de doble elevador.
  • Durante la intervención quirúrgica y la colocación del implante, es necesario obrar con sumo cuidado para que el tornillo no sobrepase en exceso el esternón.
  • Cuando se piense en retirar el dispositivo, el cirujano debe considerar los riesgos de no hacerlo en el momento adecuado.
  • El procedimiento de retirar el dispositivo deberá ser seguido de un período de supervisión postoperatoria para verificar si se presenta una reaparición de la deformidad.
  • En los casos en que no se observen señales de un cambio de forma adecuado, se deberá proceder a retirar el dispositivo.
  • En caso de una reaparición de la deformidad, posiblemente resulte necesario aplicar un tratamiento secundario o alternativo.
  • LOS IMPLANTES QUIRÚRGICOS NO DEBEN UTILIZARSE NUNCA MÁS DE UNA VEZ. Pueden presentar imperfecciones, defectos o zonas de desgaste interno y llegar a fracturarse o fallar en su rendimiento.